Categoría: Doctrina de dios (Página 1 de 8)

Ver los Atributos de Dios en Génesis 13

Restaurador. Observe cómo empieza el capítulo: “Entonces Abram subió de Egipto, él y su esposa, y todo lo que tenía, y Lot con él, al Sur” (vs.1). Y así los días tristes de la conducta no creyente, mentirosa y autoprotegida que le valió a Abram una reprimenda de un rey impío estaban detrás de él. Curiosamente, es como si la geografía refuerza esa idea. Después de todo, Abram se fue – ahora observe cómo el texto describe el lugar – “al lugar donde había estado su tienda al principio” (v.3b) y “al lugar del altar que había hecho allí al principio” (Vs.4a). En versos consecutivos que se especifica. Estos recuerdos históricos nos llevan de vuelta a Génesis 12: 8 – el lugar donde Abram construyó un altar y adoró al SEÑOR antes de ir a Egipto. En cierto sentido, sí, era “de vuelta a la primera”. Pero también es como si Abram estuviera empezando de nuevo desde que regresó al lugar donde estaba antes de que fracasara. Aunque vacilaba, seguiría siendo «el padre de los fieles». Una caída espiritual en Egipto no envió a Abram a la jubilación anticipada. Podríamos decir que aquí en Génesis 13 tenemos una especie de indicio de lo que veríamos tan vívidamente más adelante en la historia redentora en la vida de Pedro – Dios es un restaurador. Aunque el pecado es serio, no separa indefinidamente a un creyente de su utilidad. Pedro, por ejemplo, fue llamado a fortalecer a sus hermanos y alimentar al rebaño después de sus tres negaciones (Lc 22:32, Jn 20: 15-17). Así que hay buenas noticias para fracasos como Abram, Pedro y nosotros – Dios es un restaurador. Él puede restaurar los años (Joel 2: 25-26), las naciones (Jeremías 30:17), la alegría (Salmo 52:12), y todas las cosas (Hechos 3: 19-21, Rev. 21: 1-5 ) – incluyendo patriotas vacilantes y santos que tropiezan.

Leer más

Lecciones de Jabal, Jubal, y Tubal-Cain (Gen. 4:19-22)

¿Alguna vez has hecho alguna de estas preguntas?

¿Qué puedo aprender de Jabal?

¿Qué puedo aprender de Jubal?

¿Qué puedo aprender de Tubal-Cain?

 

Probablemente no. Estos nombres están entre los más oscuros en la historia bíblica. Dicho esto, cuando miramos lo que se dice acerca de ellos y el contexto en el que se encuentran, hay información valiosa que se obtiene. Primero, por medio de crear el contexto, estos hombres son descendientes de Caín e hijos de su descendiente, Lámech. Lamech fue un asesino y el primer polígamo en la historia bíblica. Tenía dos mujeres: Ada y Zila; Y los mencionados hombres eran los hijos de estas dos mujeres respectivamente.

Leer más

Dios proveerá

Y les dijo: No toméis nada para el camino, ni palos, ni bolsa, ni pan, ni dinero; Y no tienen dos túnicas cada uno. (Lk. 9:3)

Y les dijo: “Cuando te envié sin bolsa de dinero, mochila y sandalias, ¿te faltó algo?” Entonces dijeron: “Nada”. (Lk. 22:35)

Estos dos versos, aunque capítulos aparte de los demás están directamente conectados. Vinculan dos hechos históricos e ilustran la verdad que Dios provee a Su pueblo.

En Lucas 9, Jesús llamó a los doce apóstoles a sí mismo con el propósito de comisionarlos, ordenarlos y equiparlos para la tarea inmediata de alcanzar a las ovejas perdidas de Israel (Mt 10,6). Él les dio autoridad sobre los espíritus malignos, poder para sanar enfermedades (vs. 1) y los envió a predicar las buenas nuevas del reino de Dios (vs.2). Las siguientes instrucciones que Él les dio parecen tener un sentido de urgencia. Los discípulos no debían llevar nada con ellos. Jesús dijo: “No toméis nada para vuestro viaje, ni bastón, ni bolsa, ni pan, ni dinero; Y no tienen dos túnicas cada uno “(vs.3).

Leer más

Ver los Atributos de Dios en Génesis 12

Leer Génesis Capítulo 12 ]

Vale la pena dejar todo por detrás. Dios es digno. Para usar el lenguaje del Libro de Apocalipsis: Él es digno, “para recibir gloria y honor y poder; Porque Él creó todas las cosas y por Su voluntad existen y fueron creadas” (Apocalipsis 4:11). Pero también vale la pena dejar todo atrás para – algo con lo que Abraham estaría de acuerdo de todo corazón. De acuerdo, estoy seguro de que Abraham podría haber dado muchas razones por las cuales eso era así cuando tenía 175 años, pero a la edad de 75 años, después de haber recibido aparentemente una llamada similar en Mesopotamia (Hechos 7: 2), Abraham, Mientras que en Harán, cedió al llamado de Dios y tomó algunos de los pasos de fe más grandes que él jamás tomaría. Dios le ordenó diciendo: “Sal de tu tierra, de tu familia y de la casa de tu padre, a una tierra que yo te mostraré” (Gen 12:1). Él no sabía a dónde iba (Hebreos 11: 8b), pero se fue. Dejó atrás tierra y parientes para seguir al Dios que no sólo lo estaba llamando de Ur de los caldeos, sino lejos de la idolatría de sus padres (Josué 24: 2). Sólo Dios podía hacer tal exigencia en la vida de una persona, una pretensión a una lealtad mayor que incluso las relaciones más preciosas. Y como uno de los muchos testigos que el Padre y el Hijo son uno, Jesús tiene la misma expectativa de todos sus discípulos: “El que ama a su padre oa su madre más que a Mí, no es digno de Mí. Y el que ama a su hijo oa su hija más que a Mí, no es digno de mí” (Mt 10, 37). Por la fe Abraham fue (Hebreos 11: 8a) y por la fe también deben todos los discípulos de Jesús.

Leer más

Esperanza y ayuda en la Casa del Luto (Eclesiastés 7: 2)

Mejor ir a la casa de luto

Que ir a la casa de fiesta,

Porque ése es el fin de todos los hombres;

Y los vivos lo tomarán en serio. (Ec 7: 2)

Este proverbio viene en una porción de Eclesiastés que argumenta esencialmente, a través de una serie de declaraciones proverbiales, que la adversidad puede ser más instructiva que la prosperidad. Hay momentos en que la pena es mejor que la risa (Ec 7: 3), la reprensión de los sabios es mejor que el canto de los tontos (vs.5), y, como dice el versículo dos: es mejor ir a la casa de De luto que ir a la casa de fiesta (vs.2).

Leer más

Página 1 de 8

© 2017, Life in Christ Ministries INC. | TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS